Saltar al contenido
RecetaPollo.com

Lechón asado a la parrilla

Cochinillo asado 

¿Estás pensando en ofrecer una parrillada próximamente?, porque si es así tenemos el plato perfecto para que la lleves a otro nivel: el lechón asado a la parrilla. ¡Te aseguro que tus invitados no lo verán venir!

Tenemos una receta paso a paso capaz de conquistar los paladares incluso de los consumidores más místicos.

¿Qué necesitaremos para hacer el cochinillo asado?

Para hacer un lechón asado a la parrilla como todo un profesional existen una serie de ingredientes que deberás comprar la próxima vez que vayas a la tienda. Estos son los siguientes:

  • 2 kilogramos y medio de cochinillo.
  • 75 mililitros de aceite de oliva.
  • 2 unidades de naranja.
  • 3 gramos de tomillo.
  • 3 gramos de romero.
  • 6 dientes de ajo.
  • Sal.

¿Cómo hacer el cochinillo asado?

  1. El primer paso tiene que ver en cómo adobar el lechón asado a la parrilla. Para ello deberás mezclar en un tazón el aceite de oliva con las hierbas (las cuales deberás picar en formas finas), el ajo y el zumo de naranja y proceder a mezclarlo.
  2. Luego de esto, deberás rociar una cantidad suficiente de sal por todo el cochinillo y frotarlo bien con esta.
  3. Luego de la sal, tu cochinillo ya estará listo para ser untado con la mezcla que has realizado en los pasos anteriores.
  4. No sería un lechón asado a la parrilla, si no lo llevamos a la misma. Por lo que lo mejor será que lo pongas con fuego bajo y la piel hacia arriba. De esta manera lo dejarás cocinarse durante unos 20 minutos. Durante este lapso de tiempo puede seguir siendo barnizado con la mezcla marinada que has preparado anteriormente.
  5. Una vez transcurrido los 20 minutos, podrás darle vuelta y subir la intensidad del fuego para que tu cochinillo se cocina hasta que tenga la piel dorada. Lo mejor será que lo dejes también crocante.
  6. Como es un lechón asado al carbón puede tardar un poco de tiempo. Lo mejor es tener paciencia y asegurarse que las brasas no pierdan la intensidad o se apaguen en cualquier punto de la cocción.
  7. Una vez haya alcanzado el punto que deseabas podrás retirarlo del fuego. Lo mejor siempre es que este se sirva una vez que se ha cocinado, ya que la carne de cochino es quizá una de las más delicadas a la hora de hablar acerca del recalentado.

Recomendaciones finales acerca del cochinillo asado

Nuestro lechón asado receta de profesionales puede servirse solo, pero debes saber que existen otros alimentos con los cuales lo puedes acompañar. Por ejemplo, este quedará perfecto si te tomas el tiempo de hacer un puré de papas y un par de tus verduras favoritas asadas.

De igual manera, el cochinillo puede usarse como complemento de otros platillos. En Venezuela se hace como el relleno de las arepas, mientras que en otros países es común también verlo de relleno de algunos tipos de sándwiches. Sólo permite tu imaginación volar y ten un buen apetito.

 

Spread the love